Científicos hacen hibernar animales por primera vez, ¿humanos luego?

Científicos de la Universidad de Alaska han logrado exitosamente por primera vez que un grupo.

ardilla artica

Científicos de la Universidad de Alaska han logrado exitosamente por primera vez que un grupo de ardillas árticas, animales que hibernan por naturaleza, despierten de su sueño y nuevamente regresen a su estado de hibernación. Es la primera vez que se alguien logra inducir el estado de hibernación en otro ser vivo, lo cual podría significar en grandiosos resultados para la medicina animal y también humana.

Recordemos que la hibernación es un proceso importante que poseen ciertos animales, en el cual se reduce el metabolismo de manera drástica, disminuyendo el ritmo cardíaco y el flujo sanguíneo, habilitando que se consuma mucho menos oxígeno y de esa manera sobreviviendo ambientes hostiles para la vida animal. El mismo principio se podría utilizar para sobrevivir a situaciones de escasez de alimentos y elementos vitales para los humanos.

Los investigadores descubrieron que la molécula que induce la hibernación se llama adenosina, la cual es producida por todos los mamíferos, incluido el hombre. Cuando la adenosina se une a ciertos receptores en el cerebro, causa que el animal se sienta con mucho sueño. Pero en el caso de animales como la ardilla ártica, durante la época de hibernación su organismo se encarga de producir enormes cantidades de adenosina, las cuales activan un modo de sueño mucho más profundo e intenso, el cual es efectivamente la hibernación.

A partir de este descubrimiento, los científicos fueron capaces de crear una forma artificial de adenosina así como una versión sintética de la cafeína, la cual tiene el efecto opuesto y haría “levantar de su sueño” a los animales.

Lo interesante de esta investigación radica en que el éxito de inducir y retirar el estado de hibernación en estos animales se basó principalmente en la temporada de hibernación en que se encontraban estos animales. A mitad de la temporada la inducción se realizó con éxito pero a principios de temporada solo se obtuvo un 33 por ciento de efectividad.

El siguiente paso es hacer las pruebas con ratas, ya que ellas reflejan con mayor similitud el funcionamiento del organismo humano.

Fuente: sciencedaily

Compartir noticia

Imprimir - Enviar a Email

Autor: José Aguirre - Fecha: 22/09/2011

Noticia sobre: Ciencia

:

: